"¿Sabe usted cómo escribo yo mis cuentos? -le dijo a Korolenko, el periodista y narrador radical, cuando acababan de conocerse- Así." Echó una ojeada a la mesa -cuenta Korolenko- tomó el primer objeto que encontró, que resultó ser un cenicero, y poniéndomelo delante dijo: " Si usted quiere mañana tendrá un cuento. Se llamará El cenicero."Y en aquel mismo instante le pareció a Korolenko que aquel cenicero estaba experimentando una transformación mágica: "Ciertas situaciones indefinidas, aventuras que aún no habían hallado una forma concreta, estaban empezando a cristalizar en torno al cenicero". V.NABOKOV/ Chéjov

"¿Has visto alguna vez un montaje realmente hermoso de, digamos, "El jardín de los cerezos"? No me digas que sí. Nadie lo ha visto. Puede que hayas visto "montajes inspirados, montajes eficaces", pero nunca algo hermoso. Nunca una versión en la cual todos los que salen al escenario estén a la altura del talento de Chéjovè, matiz por matiz, carácter por carácter."-J.D.Salinger

jueves, 14 de enero de 2010

PHILIP ROTH habla de su amigo PHILIP GUSTON

.

Philip Guston (Montreal 1913-Nueva York, 1980).
Hijo de inmigrantes judíos ,vivió en la  infancia  dos episodios  especialmente dramáticos:  encontrar a su padre ahorcado y la muerte por gangrena de su hermano mayor.


Creció en California y fue compañero de estudios de  Jackson Pollock con quien se trasladaría   a Nueva York. Integrante de la Escuela de Nueva York que creó el Expresionismo Abstracto fue evolucionando hacia un expresionismo figurativo con influencias del grafitti y del cómic, donde refleja preocupaciones personales y sociales.Ha creado una obra  que bajo formas y colores falsamente infantiles esconde aspectos hondos y dramáticos y que no ha dejado de influir en generaciones de artistas posteriores.


Las imágenes de Guston, a pesar de las apariencias, de caricaturas festivas,y del uso de un colorido rico, vivo y directo, son complejas y vehículo  de múltiples significados dramáticos;es especialmente sorprendente su Cículo por cómo ha transformado una fría  figura geométrica en una línea cargada de emociones;  o las cerezas, utilizadas a menudo, por su belleza plástica,parecen  metáforas del entramado de vivir; las pinturas con dibujo de pincelada gruesa y apariencia torpe son sumamente expresivas.Entrar en un exposición de Philip Guston es exponerse a ser sumergido en  una marea de sensaciones y emociones inesperadas .
Su amigo, el escritor Philip Roth en  El oficio: un escritor, sus colegas y sus obras ,Seix Barral, cuenta de  él:
"En 1967, harto de vivir en el mundo artístico neoyorquino, Philip Guston abandonó para siempre su estudio de Manhattan y se instaló definitivamente con su mujer, Musa, en una casa en Maverick Road, Woodstock, donde llevaban viviendo, con breves períodos de ausencia, desde hacía unos treinta años. Dos años más tarde, yo volví la espalda a Nueva York para refugiarme también en Woodstock, en una casita amueblada, en la otra punta de donde vivía Philip, a quien por aquel entonces no conocía. Iba huyendo de la publicación de El lamento de Pornoy. Mi súbita mala fama de bicho raro sexual se había hecho difícil de evitar en Manhattan. de modo que decidí largarme" [...]
                       Versión de Guston de  "la creación" a partir de  Miguel Ángel...

"En 1969 -año en que nos conocimos- la situación de Guston era muy diferente. Philip tenía cincuenta y seis años, veinte más que yo, y estaba sumido en las dudas que asaltan en la madurez tardía a todo artista digno de consideración. Habiendo dado por agotados los medios que antes le sirvieron para liberarse como pintor abstracto, las dotes pictóricas que hicieron su reputación lo aburrían ahora tanto como lo disgustaban. No quería volver a pintar así; intentaba convencerse de que no debía de volver a pintar de ninguna manera. Pero el caso es que sólo la pintura podía contener su turbulencia emocional, por no decir que era lo único capaz de aliviar en algo su monomanía automitificadora; de modo que dejar de pintar habría sido como suicidarse. La pintura monopolizaba justamente la porción bastante de su desesperación y de su sísmica irritabilidad como para convertir la ansiedad de ser quien era en algo de lo que incluso él llegaba a poder reírse en alguna ocasión; pero nunca neutralizó enteramente las pesadillas".[de hecho terminó suicidándose][...]

" Lo que hizo florecer nuestra amistad fue, en principio, la similitud en el punto de vista intelectual, la coincidencia en el afecto a muchos libros, así como un gusto compartido por lo que Guston llamaba "crapola",basurola, empezando por las vallas publicitarias, los garajes, las cafeterías, las hamburgueserías, las tiendas de viejo, los talleres de reparación de automóviles -todas esas cosas de borde de la carretera de las que a veces nos íbamos a disfrutar juntos en Kingston-, y terminando por el modo de hablar de la ciudadanía de Catskill, tan rotundo como paleto y los uriahheepismos[lo aplica a la falsa modestia al hablar de sí mismo] de nuestro presidente [Nixon]. Lo que selló nuestra camaradería fue que a ambos nos gustaba la obra última del otro."[..]